28/1/2008 Edición Impresa UN TESORO DESVELADO

El legado de Robert Capa fascina a los historiadores y fotógrafos

Los miles de negativos encontrados en México amplían las 500 imágenes controladas hasta ahora

El material incluye reportajes inéditos y permitirá interpretar o situar correctamente fotos conocidas

Un niño juega con los restos de un bombardero alemán expuesto en los Jardinets de Gràcia, en enero de 1939. Foto: ROBERT CAPA / COPYRIGHT: CORNELL CAPA / MAGNUM PHOTOS
Un niño juega con los restos de un bombardero alemán expuesto en los Jardinets de Gràcia, en enero de 1939. Foto: ROBERT CAPA / COPYRIGHT: CORNELL CAPA / MAGNUM PHOTOS

ERNEST ALÓS / BARCELONA
JOAN CAÑETE BAYLE / WASHINGTON

 

El hallazgo en México de los negativos perdidos de las 3.500 fotografías de la guerra civil que realizaron el mítico fotoperiodista Robert Capa y sus colegas Gerda Taro y David Seymour, Chim, fascinó ayer a historiadores y fotógrafos de todo el mundo. La historia, relatada en EL PERIÓDICO por el escritor Juan Villoro y de la que informó The New York Times, se reprodujo de forma inmediata en numerosos blogs y foros de internet. En sus comentarios, los internautas expresaban su satisfacción y, sobre todo, se manifestaban ansiosos por comprobar qué material inédito surgirá. La entrada de Capa en Wikipedia fue actualizada de inmediato para hablar del maletín mexicano. Conocedores de la historia de la guerra civil y de la fotografía valoraron ayer para este diario el descubrimiento.

IAN GIBSON
“Es increíble y emocionante. Encaja dentro de la búsqueda general de la memoria, de los archivos perdidos y escatimados. En la diáspora de México, precisamente, se perdieron tantos papeles y testimonios… ”

CARLES QUEROL
“Es una novedad mundial, una sorpresa”, valora el hallazgo el exalcalde de Sant Sadurní d’Anoia e historiador, que organizó una exposición sobre el reportaje de Robert Capa de la retirada de Tarragona, ha identificado sobre el terreno muchas de sus fotografías –en Soses las que Capa situó cerca de Fraga, en los Jardinets de Gràcia el bombardero alemán que se exhibió en Barcelona en enero de 1939– y ha tenido acceso al Centro Internacional de Fotografía. Querol recuerda que de Capa se conocen las fotos que copió para enviar a medios de comunicación o regalar a amigos y los diminutos cuadernos de contactos. Los negativos “completan el círculo”. Se ampliará el número de fotografías disponibles de reportajes difundidos –de las 101 de la retirada de Tarragona, por ejemplo, se contaba con 32–, los rollos permitirán ordenar e interpretar secuencias ya conocidas y quizá aparezcan reportajes completamente inéditos. “No se sabía que hubiese hecho fotografías de una fábrica de Sabadell”, apunta Querol.

SANDRA BALSELLS
“Es un hallazgo muy emocionante”, confiesa la profesora de fotografía de la Universitat Ramon Llull, autora de una tesina sobre la obra de Centelles y Capa en Catalunya. En su opinión, “se podrán datar o situar imágenes que habían sido identificadas de forma equivocada, o saber si era material de Gerda Taro o de David Seymour”. Balsells aún destaca otra conclusión: “Se demuestra que posiblemente aún haya mucho material que no conocemos sobre la guerra de España”.

JOAN VILLARROYA
“Es un testimonio excepcional. Cuando se tiene la sensación de que de la guerra ya se ha visto y encontrado todo, el resultado es que no. Hace unos días vi fotos de un avión en el paseo de Gràcia, pero no conocía la fecha en la que se exhibió. Las fotos del frente del Segre –añade el historiador Joan Villarroya, autor de Els bombardejos de Barcelona— están datadas en plena ofensiva republicana, lo que demuestra que Capa estaba en primera fila”.

ANTONI SEGURA
El director del Centre d’Estudis Històrics Internacional (Pavelló de la República) destaca que “hay muchas fotos inéditas de la guerra civil, pero no absolutamente desconocidas como las que ahora se han descubierto”. Según Segura, entre los fondos que aún pueden dar sorpresas, o que ocultan imágenes ya identificadas pero que nunca se han hecho públicas, figuran los archivos en manos de la familia Negrín, en París, los archivos italianos, con fotos aéreas de los bombardeos, o el archivo de la guerra civil de Salamanca.

ANDREU MAYAYO
El catedrático de Historia de la UB destaca que, desde el punto de vista estrictamente histórico, “después del descubrimiento y publicación de los fondos fotográficos de la agencia Efe, nos encontramos con el fondo fotográfico más importante sobre la guerra civil”. Del análisis detallado que se pueda hacer, Mayayo espera hallar “alguna foto muy interesante” o que se despejen incógnitas “como cuando se situó la foto de Capa de un brigadista que se hizo famosa en la portada de Soldados de Salamina en el punto de mando del Estado Mayor del Ejército del Ebro, en L’Espluga de Francolí, y no en Montblanc”.

JORDI SOCIAS
El fotógrafo, fundador de la agencia Cover, opina que las imágenes de las que Capa hizo copias “quizá eran lo más interesante que tenía, pero es posible, o más bien seguro, que a estas alturas lo que entonces para él tenía poco valor hoy tenga más”.

MANEL ARMENGOL
“Me parecería interesante –opina el fotógrafo– ver si los negativos pueden arrojar luz sobre la foto mítica del miliciano caído. Normalmente se copia lo que en el momento se cree que es lo más válido, ya se verá si hay imágenes nuevas con valor icónico, pero sin duda habrá cantidad de información suplementaria con un evidente valor documental”.

JORGE M. REVERTE
El periodista, autor de libros sobre las batallas de Madrid y del Ebro y la retirada de Catalunya, recuerda que “siempre se había dicho que había unas cajas de Capa perdidas, pero todo el mundo daba por hecho que nunca aparecerían”. Reverte recuerda que siguen apareciendo imágenes de la guerra civil, “como las del represaliado Luis Ramón Marín, el Centelles madrileño“.

JOSEP CRUAÑAS
El abogado especialista en los derechos de autor fotográficos y miembro de la Comissió de la Dignitat considera que “los herederos de Capa, según el derecho internacional, por lo menos tenían reconocido el derecho a conseguir una copia y a disponer de los derechos de reproducción, pero en este caso, con la devolución del material, se les ha reconocido plenamente su derecho moral”. Cruañas destaca que se podrá recuperar el trabajo de Taro, “que había quedado desapercibida”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: