¡El libro de matemática más vendido se regala!

 

¿Quién dijo que los libros bestsellers (los más vendidos) no pueden darse gratis a la vez? El periodista y matemático Adrián Paenza quebró esa regla. En 2005, puso como condición que su libro de divulgación de matemática estuviera colgado gratis en Internet en la página del Departamento de Matemática de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad de Buenos Aires.

La editorial Siglo XXI aceptó el requisito, que se convirtió en un golazo. Paenza firmó sin leer el contrato ni su letra chica. Un mes después del lanzamiento, en octubre de 2005 ya estaba en el primer puesto de los más vendidos del país entre los libros de no ficción. Estuvo en ese puesto durante dos años. Salió el segundo libro. Y los dos llevan 300.000 ejemplares vendidos en la Argentina… Paenza atravesó las fronteras y su primer libro de divulgación se publicó con éxito en España (con 2 ediciones) y en México. Está a punto de lanzarse en Italia, Alemania, Brasil, Portugal y República Checa. ¡Nada menos!

Ahora se suma un tercero. Se trata de Episodio 3,14 que estará en unos días en las librerías (y también gratis)

No hay dudas que nunca un matemático argentino había llegado a tanta gente en tan poco tiempo. El lunes, Adrián Paenza recibirá el premio Konex de Platino en la categoría Divulgación Científica. ¡Muchas felicitaciones!

Aquí va una entrevista a Paenza publicada por Valeria Román en el suplemento Educación de Clarín el 26 de febrero de 2006:

Cuando uno pregunta a alguien que camina por la calle qué hace un matemático, la respuesta habitual es: ‘Alguien que hace cuentas. Pero eso no cierto. Yo me dedico a la matemática y quizá ni sepa hacer bien las cuentas”, dice a Clarín Adrián Paenza sin poder salir de su asombro: su libro Matemática-¿estás ahí? está desde hace meses en la lista de los más vendidos del país en la categoría no ficción. Ya vendió más de 38.000 ejemplares y en marzo sale una nueva edición.

Todo un éxito si se tiene en cuenta que los libros escritos por científicos no convocan multitudes. Y menos si hablan de matemática, la ciencia que Paenza cree que está mal enseñada. “Ya nos viene de chiquitos que la Matemática es aburrida y frustrante. Cuando los chicos se quejan, los padres los entienden porque ellos tampoco la disfrutaron y así terminó siendo una ciencia que gusta a muy pocos”.

En su libro, en cambio, la pasión brota desde el primer párrafo.

Porque lleva a pensar infinidad de situaciones cotidianas en las que está involucrada la Matemática. ¿A qué se debe la actual combinación de números de patentes para los autos en la Argentina? ¿La excepción confirma la regla? ¿Cuánto espacio haría falta para poner a toda la humanidad junta? La respuesta: sólo alcanza con el estado de Texas, Estados Unidos, que ocupa 420.000 kilómetros cuadrados. Así, cada habitante del planeta tendría 70 metros cuadrados para vivir.

Paenza, que nació en Buenos Aires en 1949, cuenta que tanto el éxito de ventas como el libro mismo fueron impensados. Al final de cada emisión del programa que conduce por televisión, “Científicos argentinos”, había empezado a contar historias vinculadas con la Matemática. Luego, el científico Diego Golombek, que dirige la colección “Ciencia que ladra”, de editorial Siglo XXI, lo invitó a escribir esas historias. Y el matemático–periodista reunió sus relatos y materiales de la tele y de sus clases en el Departamento de Matemática de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA. Todo terminó en el libro que muchos docentes ya incorporaron a sus aulas, aunque no es, y nunca trató de ser, un manual de Matemática.

En él Paenza cuestiona a los docentes por no enamorar a los chicos con la Matemática. “Es bella. Sólo tiene mala prensa. No sólo hay que pagarles más a los docentes, sino que hay que lograr un cambio en su mentalidad. Los docentes deberían estar capacitados para pulsar las cuerdas adecuadas según la edad de los chicos”, sostiene Paenza para quien la Matemática sólo fue hasta ahora “una presentación de problemas que los chicos no tienen. Un buen docente es aquel que no da respuestas, sino que genera preguntas que conducen al interés de los chicos”.

En su libro, el profesor Paenza sostiene: “El examen tipo, en donde un profesor piensa una serie de problemas y el alumno tiene un determinado tiempo para contestarlos, tiene un componente perverso difícil de disimular: una persona, generalmente un docente, tiene a un grupo de jóvenes o chicos a su merced y sutilmente abusa de su autoridad. El docente es quien establece todas las reglas y sus decisiones son, casi, inapelables. Así jugado, el juego es muy desparejo.”

Otro dato curioso dice que el libro puede descargarse gratis de Internet, una condición de Paenza a la editorial. Sin embargo, el libro de papel no paró de venderse en la Argentina, en México y España. Su autor ya está escribiendo una segunda parte.

–Usted es matemático y periodista desde hace décadas. Ahora es un autor de un best seller. Esos roles diferentes, ¿tienen algo en común?

–No veo diferencias. Sólo comunico historias. Ya sean relatos sobre números o sobre partidos de fútbol, el disfrute es el mismo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: